viernes, 1 de octubre de 2010

Dolorcito de cabeza

Hay días tranquilos pero hoy ya me duele la cabeza y me brinca un párpado. Tengo sueñito y estoy cansada pero como dicen: "si no duele no sirve". Además hay cosas "emocionantísimas" como (actualizar mi curriculum vitae) que soy incapaz de hacer si no es que hay un grado severo de presión encima.

Ya me volví a amanecer. Ni veo la tele de al lado, sólo me hace ruido para acompañarme. Ya me dió hambre pero las 01:30 hrs no es una buena hora para bajar a comer algo pues ya me debo a dormir.

Pero POR FIN acabé con un pendiente más que traía en mente desde hace meses y aunque estoy cansada siento un alivio y por eso es que celebro a estas horas con una entrada.

Voy a festejar y para ello se me ocurre poner algo de muy buena música, buen ritmo y mejor letra, casi un himno para personitas como yo, tan buena como para echarse ahorita mismo un baile a pesar de las condiciones adversas y la abundancia de escasez de compañía :).

Festejaré la culminación de la escritura de un documento que me ha robado el sueño por varios días, aunque sea en pijama y con dolor de cabeza. En el fondo me siento muy contenta y satisfecha :)

Abrazote.

3 comentarios:

Gamar dijo...

Uy, los dolores de cabeza. Yo se bien de eso, pero lo bueno que aprendí a controlarlos o al menos a saber que van a venir y prepararme.
El disparador en mí es el stress extremo y es suficiente tener una discusión con alguien para que aparezcan.
Durante años nada me lo calmaba y era el principio de una gran indisposición. Comenzaba como un dolor de cabeza, seguía con indigestión y terminaba en cama dos días con un terrible ataque al hígado.
Si lo agarro a tiempo, tomando un medicamento específico logro cortarlo por suerte.
Es mi sensación o estás bajo mucha presión?
Es necesario presionarse tanto?
Me alegro que terminaras ese trabajo y que lo tomes como un pequeño triunfo.
Besos

Myriam dijo...

Gamar, eso que cuentas que te pasa debe ser bastante incómodo, tipo migraña pero más feo, pero que bueno que la experiencia y los medicamentos te han enseñado como combatirlo.

Pues si, estoy sometida a presión y de repente también me suelen dar "mis bajones de ánimo" entonces imagínate lo pesado que es trabajar en tareas pesadas sin un cierto motivador, de repente resulta difícil. Pero ayer sentí un alivio y hoy amanecí con mucha paz (la cual acaba de romper mi asesor con un par de correciones que me hizo, grrrr!!!).

Y es que eso me pasa por responsable (aunque esté mal que yo lo diga): pude haber enviado ese documento y jamas haberle dicho como quedó al final, pero NOO ahí va Myriamsota a mandánserlo para que esté enterado de todo lo que hice y me corrige ahora que ya no hay nada que hacer ¡me lleva!.

No es que esté sometida a tanto estrés, supongo que es lo normal, lo que pasa es que yo soy una exagerada de primera y todo lo pretendo hacer perfectamente, y como no se puede, me estreso.

Bueno Gamar, cuando nos pase eso te invito aquí un cafecito para que se nos baje el dolor ¡total! pa´ que nos presionamos tanto :)

¡Beso grande!

Levemente dijo...

Escuchar música para que baje el dolor de cabeza... ¡pero qué chica tan lista! :-)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...