miércoles, 24 de noviembre de 2010

No puedo estar más feliz... ¿o si? :-)


Así, de repente llegan las palabras lindas. Yo no sé que está pasando pero de repente me encuentro llena de cariño, claro, supongo que como siempre, pero a veces tontamente me ciego a la realidad y creo sentirme sola y triste. Ahora veo que no puedo estar más equivocada.

Me permití poner la imagen de ese chat con mi compañera y amiga Esther pues digamos que "es la gota que derramó el vaso" y lo digo en un sentido muy positivo. Todavía ni bien la saludaba y me soltó todo su cariño. Ahora creo que si uno les dice a sus seres queridos "te quiero" esas palabras se regresarán tarde o temprano. A veces no es fácil, y más aún si es alguien del otro sexo pues ya saben que uno fácilmente tiende a malinterpretar, pero si se siente no hay nada más liberador que decirlo así, con todas sus palabras: TE QUIERO o TE QUIERO MUCHO. Después de decir esas palabras llenas de magia, la otra persona lo sabrá y uno la habrá hecho feliz, tan feliz como yo lo soy ahora, claro, siempre se puede ser todavía más feliz y eso es algo que me parece increíble.

Pero claro, cuando a la persona en cuestión aparte de que la quieres, te gusta, pues ya se pone más difícil la cosa porque no es que no se lo quieras decir sino que más bien no se lo puedes decir a menos de que te esfuerces un poco, seas valiente y no tengas temor, en una de esas, a delatarte :) bueno, por lo menos así nos pasa a los/las que somos tímidos/as y en eso yo todavía no soy una profesional, la verdad ahí si me falla todavía.

Pero ya son muchas cosas buenas y hay que reconocerlo, y aunque ya había hablado de la importancia de decirles que los queremos a nuestras personas queridas en alguna otra entrada (que de momento no me acuerdo cuando la escribí) no está de más confirmar que es muy cierto eso: hay que ser valientes y decirlo.

Y yo sé bien quienes entran a este blog y deveras que me nace decirles que LOS QUIERO MUCHO porque son mis amigos, me acompañan siempre y son importantes para mi, cada uno de ustedes de diferentes e irremplazables maneras.

No cabe duda de que hay que tener los ojos muy abiertos para apreciar los pequeños grandes sucesos que ocurren a cada momento.
.

3 comentarios:

Roberto dijo...

Parece, Myriam, que seré el primero en escribir aquí:

"TE QUIERO MUCHO"

Un beso para ti desde Buenos Aires.

Gamar dijo...

Yo soy de los que son duros en esas cosas.
Se darán cuenta que los quiero al ver que me preocupo por ellos o con otras acciones, pero no soy de andar diciendo cuanto quiero a los demás.
Debe ser un defecto muy grave, pero no me resulta posible solucionarlo.
Una vez una psicóloga, a la que extrañamente le presté atención más de 5 minutos, me comentaba que algunos no son capaces de mostrar cariño directamente, pero lo hacen con comentarios, pellizcos y hasta golpes, como una palmadita. Al parecer yo entro en ese grupo y tal vez el machismo es el culpable, no yo, por supuesto.
Mis hijas saben que cada vez que paso cerca les voy a hacer algo. Cosquillas, una mueca o lo que sea.
Muy pocas veces les habré dicho que las quiero mucho. Creo que si fuera necesario que se los dijera sería grave. Se tiene que notar que uno quiere a una persona sin necesidad de decirlo.
después de todo, decirlo es muy fácil.
Aparte es muy poco original, no va conmigo.
Yo no podría decirte que te quiero, porque le doy una connotación a esa frase que excede la amistad.
Sí puedo decirte que te admiro, que me siento feliz cuando me concedes unos minutos para escribirme y me siento cómodo en tu compañía virtual. Adoraría poder tenerte cerca y charlar en persona, porque aunque soy muy tímido tengo tantas cosas de las que me gustaría que hablemos que no nos aburriríamos.
Muchas veces dije que no creo en la amistad virtual, pero simplemente porque doy mucha importancia a los amigos y creo que la relación virtual usa la palabra amistad por carecer de otra que defina ese vínculo.
Pero es una relación muy fuerte en algunos casos y que me llene de alegría ver que estás comentando en mi blog o contestando algún comentario mío con tanta atención, es señal de algo especial.
Como siempre, se me fue la mano.
Perdón por lo extenso.
Te mando un beso, espero que llegue.

Myriam dijo...

Gamar, no te disculpes nunca por lo extenso de tus comentarios, para mi también es un regalo encantador el que me dediques unas palabras pues las leo todas con un gusto que no te imaginas.

Estoy completamente de acuerdo contigo en las diferentes formas de decir "te quiero". En realidad yo en mi casa tampoco digo esa frase, de hecho nunca, quizá porque mis padres no me acostumbraron a ello, es decir, aunque me quieren tampoco me le dicen con palabras, pero si con hechos.

Por ejemplo, mi papá me ayuda a conseguir materiales que a veces necesito y se desvive en hacerlo, supongo que ese un "te quiero", y también a veces me espera un ratito en las noches para cenar en conjunto. A mi hermano le azoto la cabeza en el escritorio cuando está estudiando en la noche, supongo que ese es mi "te quiero" para el (bueno, no se la azoto, pero casi).

Pero por ejemplo, nosotros que nos valemos casi sólo de los medios escritos para comunicarnos, podemos decirnos que no queremos entre líneas, pero yo para acabar rápido, me hago del valor para decírselos porque para mi es importante.

Y, mi querido Gamar, hoy comí pollo con verduras, me comprimieron en el metro y me salió un malvado granito en la frente. Te aseguro que no soy virtual, deveras, no me gustaría que me clasifiques de esa manera porque yo si creo que eres mi amigo de a deveras y también ya siento que te quiero.

Bueno, me despido, me despido me despidoooooooo. Te mando muchos besos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...