lunes, 12 de septiembre de 2011

¡Y dicen que es sencillo!

A veces si y a veces no, pero específicamente hoy es uno de esos días.

Es cierto que está bueno no tener a quien rendirle cuentas ni a quien tener que reportarse dos o tres veces al día, eso si. El problema es cuando quisieras tener a alguien cerca para ir por un café y platicar, o ya sin ser muy ambiciosos, alguien con quien aprovechar una hora libre en la tarde para ir a comer (pues obligadamente uno tiene que comer) y no encuentras a nadie, entonces es ahí donde la cosa ya no está tan buena.

Unos están sabrá Dios donde, otro/as estan con sus respectivos novios, otros están en sus casas con sus familias como (supongo) debe de ser, y ¿uno qué? a veces me voy al centro comercial y me siento a comer feliz y sin mayor problema, pero hoy específicamente no tengo ánimo. Iniciativa no me falta pero ánimo si.

Como me dijo sabiamente hace ya varios años un gran amigo cuando le pregunté por qué había decidio quedarse soltero a lo cual él me dijo más o menos así: "No es que haya decidido quedarme soltero, es más bien que las cosas se prestaron para permanecer soltero..." o sea, que no es desición, es simplemente que habemos personas que por alguna razón no nos toca vivir eso. Ojalá todos los días uno tuviera el ánimo a tope para hacer todo lo que hay que hacer en esta vida sin una persona respaldando y acompañando, ojalá uno pudiera simepre platicar con uno mismo y sentirse satisfecho con eso, ojalá uno nunca tuviera que ver con cierta envidia las familias felices de los demás, ojalá eso se pudiera prolongar por todos los días de nuestras vidas y así andar solo no sería problemático en ocasiones.

Mientras tanto ya pasé por la hora de la comida y escrbo estas líneas en los minutos que me faltan para regresar a trabajar. Por cierto, apenas es lunes... ojalá que el ánimo y el optimismo de soltera vuelvan pronto a mi.

5 comentarios:

Gamar dijo...

Los casados decimos "si fuera soltero, podría hacer tal cosa"
Los solteros dicen "si no estuviera solo podría..."

Lo bueno, es que lo tuyo se puede solucionar.
Busca el lado positivo.
Animo

Levemente dijo...

Son los malos días, amigüi, esos de los que nadie se libra. Forman parte de nuestra condición humana, más que de otra cosa. Lo bueno es que, a estas alturas, ya vamos sabiendo que no son eternos.

Un abrazo :-*... y un par de besos (que en Spain los damos a pares).

Myriam dijo...

Tienes razón Gamar, lo mío se puede solucionar y una de las soluciones más inmediatas sería que no me importara como la mayoría de las veces pero este día si me importó y me dejé llevar por ese mal sentimiento. pero ya estamos a miércoles y ya lo superé, sin embargo no dudo que un día de estos me vuelva a atacar ese mal sentimiento.

Te mando un beso.

Myriam dijo...

Así es Leve, hay de esos días malos pero enseguida vienen los bueno y afortundamente en este momento ya todo está bien.

Eso de los dos besos se me hace muy nice, así que adopto la costumbre de ustedes y recibo con mucho gusto los dos besos y el abrazote.

¡Saludos!

Víctor dijo...

Pues sí, añoramos lo que no tenemos, como dice Gamar. Intenta por lo menos pasarlo bien en el proceso de búsqueda.. :-)

Besos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...